Las futuras fragatas F-110

 

 

En la feria de Defensa que culminó hace unos días en Madrid, las futuras fragatas para la Armada española tuvieron un protagonismo especial, junto con el programa de los submarinos S-80 que está ejecutando la compañía pública en Cartagena. Los avances que supondrán las fragatas más modernas de la flota española  implicarán un salto tecnológico.

Las F-110 no solo contarán con materiales compuestos de última generación y con elementos fabricados con impresión 3D, sino que Navantia ha diseñado unos buques con una capacidad embarcada tal que sea capaz de producir sus propios repuestos en equipos y sistemas seleccionados. En este sentido, contarán con impresión aditiva, con dos unidades a bordo.

El gemelo digital de las fragatas será otro de los elementos diferenciadores de estos barcos. Se trata de una representación gráfica en tres dimensiones del buque, que permitirá conocer el estado del alistamiento del barco, el estado de operatividad de sus equipos y el nivel de adiestramiento que se haya conseguido en cada momento.